10.31.2010

LOS ILUMINATIS

El gobierno mundial
Ante el poder en declive de los gobierno de los estados-naciones se ha substituido un nuevo poder, planetario, global, y escapando a todo control de la democracia. Los ciudadanos continuan de elegir formalmente para la constitución de los poderes públicos y las instituciones nacionales, siendo que el poder real ha sido desplazado hacia nuevos centros.
El planeta es hoy en día dirigida por una constelación de organizaciones con un papel ejecutivo o político.
Las organizaciones ejecutivas se distribuyen en 3 esferas de poder: - la esfera de poder económico y financiero - la esfera de poder militar y policial - la esfera del poder científico
El poder político del sistema es ejercido por una cuarta categoría de organizaciones: los “clubes de reflexion”, redes de influencia, o reuniones de “global learders” como el World Economic Forum (Foro Económico Mundial) de Davos.
Todas estas organizaciones no son competitivas pero estrechamente ligadas y complementarias.
Ellas forma un conjunto cuya cohesión es asegurada por la pertenencia simultánea de ciertas personalidades a varias de estas mismas organizaciones.
Estas personas-claves pueden ser consideradas como los Dueños y Amos del Mundo. Algunos son líderes políticos de primer plano, como George Bush (padre) o Henry Kissinger. Pero la mayoría de entre ellos son en realiad desconocidos de la opinión publica.
Observando el diagrama de estas organizaciones, aquellos que tienen conocimiento en cibernética constataran hasta qué punto este sistema ha sido ingeniosamente concebido.
Estructurada en red, varias organizaciones comparten la misma función, y los centros asi o de igual forma de « circuitos o paneles de control » han sido duplicados o triplicados, con el objeto de asegurar una mayor seguridad y estabilidad del conjunto.
Asi, en caso de que una organización o un vinculo se vuelve inoperante o ineficaz, el control global no esta amenazado.
Exactamente como Internet: un sistema sin centro unico, cuyos flujos de información pueden “desviarse” de un centro local fuera de servicio.

La OCDE , es la organización iniciadora del AMI, concibe las reglas del comercio mundial e influye de muy cerca la política económica de los países occidentales. Reagrupa 30 países desarrollados que « comparten los principios de la economía de mercado” ”
El Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial disenan la económica y el medioambiente del planeta por intermedio de préstamos y créditos otorgados a los estados del Tercer Mundo bajo la condición que estas apliquen una politica económica de inspiración ultraliberal, con desprecio de las realidades humanas y ecológicas.
La Organización Mundial del Comercio (OMC, o WTO en ingles) fija las reglas del comercio mundial, reduciendo considerablemente el margen de decisión de los estados en el area de la economía o del medioambiente.
La Comisión Europea (o “Comisión de Bruselas”) es el gobierno de la Unión Europea. Sus miembros no son elegidos directamente, y el publico nunca esta realmente informado de sus decisiones. Gran parte del poder de los estados es transferido a esta Comisión que no está sometida a un control democrático. (La legislación europea representa ya 80% de las leyes aplicadas por los estados de la Unión.)
Estas transferencias de soberanía han sido realizados por los políticos tanto de derecha como de izquierda, con el objetivo de hacer escapar del debate publico lo esencial de las decisiones economicas, sociales, y medioambientales.
Asimismo, la Comisión Europea está integramente bajo la influencia de lobbies industriales quienes son los grandes inspiradores de la reglamentación europea. La mayoría de los Comisarios europeos están estrechamente ligados a las multinacionales o a redes de influencia favorables al liberalismo y a la mundialización.
Muchos miembros de la Comisión Europea son próximos (o miembros) del muy poderoso “Grupo de Bilderberg” y son participantes asiduos del World Economic Forum de Davos: Sir Leon Brittan, Pascal Lamy, Romano Prodi, Jacques Santer, Edith Cresson, Emma Bonino, Mario Monti…
En el BCE, Banco Central Europeo, encontramos nuevamente otros participantes del Grupo de Bilderberg: Jean-Claude Trichet (presidente del BCE), Wim Duisenberg (ex presidente), Ormar Issing, o Tommaso Padoa-Schioppa.


Los “clubes de reflexión”

El Word Economic Forum es una organización que reune a los hombres más poderosos y mas ricos del planeta. El criterio de admisión en el seno de esta red esta en función al nivel de poder, riqueza, y de influencia del candidato, en el área económica, de la política internacional, la tecnología o los medios de comunicacion social. La principal reunión del World Economic Forum tiene lugar cada año en Davos, en Suiza, al final del mes de Enero. A lo largo del año, los miembros más importantes de esta organización están ligadas o relacionadas mediante una super red de video-Conferencia denominado: “Wellcom”, el cual les permite concertarse a todo momento sobre decisiones mundiales importantes. Exactamente como la película “Rollerball“, que describe un mundo futuro donde los carteles económicos han tomado el poder y donde una élite planetaria toma sus decisiones mediante video-conferencias similares.

La Trilateral Commission es un organismo de reflexión internacional co-fundado en 1973 por David Rockefeller y Zbigniew Brzezinski (ex-consejero del presidente Jimmy Carter). Reune a dirigentes de 3 zonas económicas principales: América del Norte, Europa Occidental y Japón.

Le CFR (Council on Foreign Relations, Consejo de Relaciones Exteriores) es una organización norteamericana que reune a los líderes politicos o económicos de muy alto nivel (como George Bush padre, Henry Kissinger, o David Rockefeller).

El IFRI (Instituto Francés de Relaciones Internacionales) es una suerte de CFR a la francesa. Encontramos políticos de derecha y de izquierda, jefes y empresarios, periodistas, y algunos universitarios (personal de universidades).

El Club de Rome es un “club de reflexión” de lideres políticos y económicos, principalmente europeos.
El Grupo de Bilderberg , fundado en 1954, es, sin duda, el más poderoso de las redes de influencia. Reune personalidades de todos los países, líderes de la política, de la economía, de las finanzas, de los medios de comunicacion social, así como algunos científicos y universitarios. Para aquellos que investigan sobre las redes de poder, el Grupo de Bilderberg es el verdadero gobierno mundial.
He aquí las listas por países de miembros del Grupo de Bilderberg: USA, Canada, Grande Bretagne, France, Belgique, Suisse, Hollande, Allemagne, Autriche, Italie, Espagne, Portugal, Norvège, Suède, Danemark, Finlande, Luxembourd, Irlande, autres pays
Los Illuminati son una “élite dentro de la élite” que se reune en el seno de una organizacion secreta fundada en el siglo 17. Originariamente, su proyecto era de cambiar radicalmente el mundo, destruyendo el poder de los regímenes monárquicos, los cuales, en la época, obstaculizaban el progreso de la sociedad y de las ideas. La Revolución Francesa y la fundación de los Estados Unidos han sido resultados de su estrategia. Para los Illuminati, la democracia política era un medio y no un fin en si-mismo. Segun ellos, el pueblo es por naturaleza ignorante, estupido y potencialmente violento. El mundo debe entonces ser gobernado por una élite esclarecida o iluminada. A lo largo del tiempo, los miembros de este grupo han pasado de estatuto de conspiradores subversivos al de dominadores implacables cuyo objetivo esencial ahora es de conservar su poder.

El término “Illuminati” significa literalmente “los Iluminados” (del latín “illuminare”: iluminar, conocer, saber).
Su símbolo esta presente sobre los billetes de 1 dollar : una pirámide cuya cima (la élite) es esclarecida por el ojo de la conciencia, que lo ve todo y domina una base ciega, hecha de ladrillos identicos (la población).
Las dos menciones en latín son muy significativas. “NOVUS ORDO SECLORUM” significa, “nuevo orden para los siglos de los siglos”. En otros terminos: nuevo orden mundial. Y “ANNUIT CŒPTIS” significa : “nuestro proyecto sera coronado de éxito”.
Un proyecto hoy en día muy próximo de su realización final.
Quienes son los Dueños y Amos del Mundo?…
He aquí algunos de los participantes a las organizaciones de los Dueños y Amos del Mundo.
Sobre sus caras se lee características comunes: gran inteligencia, subtilidad, cinismo, dureza, determinación, ausencia de escrupulos (“el fin justifica los medios »), sin olvidar esta inefable placer de pertenecer a una élite y poder contemplar al mundo visto desde arriba…

Illuminati. Nombre por el que se conoce mayormente la Orden de los Perfectibilistas o Iluminados de Baviera. Fue una sociedad secreta fundada el 1 de mayo de 1776 en Ingolstadt, Baviera, Alemania por el alemán Adam Weishaupt. Illuminati en latín significa “Los Iluminados”.
Adam Weishaupt, fundador de los Illuminati.
Orígenes
Weishaupt creó esta sociedad con el propósito de derrocar a los gobiernos y reinos del mundo además de erradicar a todas las religiones y creencias para unificar la humanidad bajo un Nuevo Orden Mundial, basado en un sistema muy similar al comunista, y con una moneda única y una religión universal, donde según sus creencias, cada persona lograría la perfección.
Sin embargo, los propósitos finales eran solamente conocidos por Weishaupt y sus más íntimos seguidores. Nesta Webster, autora de Revolución Mundial. El Complot contra la civilización y profunda conocedora del tema, describe así las seis metas a largo plazo de los Illuminati:
Abolición de la monarquía y de todo gobierno organizado según el Antiguo Régimen. Supresión de la propiedad privada de los medios de producción para individuos y sociedades, con la consecuente abolición de clases sociales. Abolición de los derechos de herencia en cualquier caso. Destrucción del concepto de patriotismo y nacionalismo y sustitución por un gobierno mundial y control internacional. Abolición del concepto de la familia tradicional y clásica. Prohibición de cualquier tipo de religión, (sobre todo la destrucción de la Iglesia Católica Apostólica Romana) estableciendo un ateísmo oficial. Los Illuminati tienen su origen en los cultos precristianos y en las masonerías del mundo antiguo y medieval.
Tras la fundación, Adam Weishaupt (frater Spartacus) atrajo a jóvenes estudiantes y a Adolf von Knigge, quien escribió el Rito de Los Iluminados de Baviera, junto a él. Por ello, los Illuminati bávaros rápidamente se extendieron por Austria y otros puntos de Europa, afiliando a personalidades de la talla de Herder, Goethe, Cagliostro, el Conde de Saint-Germain, entre otros.
Animado por su éxito, Adam Weishaupt tomó la determinación de afiliarse a la masonería y ordenó la infiltración y el dominio de la misma.
En 1782, en una reunión de la masonería continental, los Illuminati intentaron la proeza sin éxito, por la oposición de la Gran Logia de Inglaterra y los recelos de Los Iluminados Teósofos y del Gran Oriente de Francia.
El 22 de junio de 1784, el Elector de Baviera intuyó el peligro que suponían Los Illuminati para la Iglesia católica y las monarquías, debido a su ideología revolucionaria, igualitaria y libertaria, y aprobó un edicto contra éstos y la masonería. En 1785, el edicto se confirmó y Weishaupt marchó al exilio de Ratisbona, para dirigir la Orden desde el extranjero y fallecer el 18 de noviembre de 1830.
Los restos de la Orden de Los Illuminati tuvieron dos destinos: Europa y Estados Unidos. Así, la implicación de los restos de la Orden en Europa en la Revolución francesa está fuera de toda duda. El conde de Mirabeau introdujo la Orden en Francia y los revolucionarios Saint-Just, Camile Desmoulins, Danton, Herbert y Marat fueron miembros de Los Illuminati. El famoso Conde de Cagliostro, que participó en las tramas del proceso revolucionario francés, creó la Masonería egipcia y fue asesinado en los calabozos de la Inquisición, también recibió la iniciación en las logias de Weishaupt.
Otra cuestión muy diferente es la prolongación de Los Illuminati en tierras norteamericanas. Si es posible asegurar que Los Illuminati desaparecieron de Europa en las primeras décadas del siglo XIX, de forma y manera absoluta, resulta inexacto afirmar lo mismo en el caso de Estados Unidos. Existen demasiadas pruebas que permiten afirmar lo contrario: el sello del dólar de Estados Unidos, las órdenes norteamericanas que se declaran hoy herederas de Los Illuminati y una serie de cartas que resultan reveladoras, sobre todo cartas del siglo XIX.
Así, en 1785, se constituyó la Logia Colombia de la Orden de Los Illuminati en New York, a la cual se afiliaron como Hermanos el gobernador De Witt; un ancestro de Franklin Delano Roosevelt, Clinton Roosevelt; Horace Greeley, director del Tribune; y el mismísimo Jefferson. Aquí, encontramos el embrión de la Orden de Los Illuminati en Estados Unidos, justo un año después de la prohibición en Baviera. La presencia en Estados Unidos de Los Illuminati se ha mantenido durante dos siglos, es decir, hasta el presente, pero en organizaciones iluministas (The Order, Skull&Bones, The Shriners, Grand Lodge Rockefeller) algo alejadas de las creencias de Los Illuminati bávaros, del Rito de Los Iluminados de Baviera y de las enseñanzas de Weishaupt.
Un ejemplo de esa presencia lo encontramos en un hecho histórico: el presidente estadounidense F.D. Roosevelt, miembro de los Shriners, ordenó que apareciesen en el dólar estadounidense la pirámide truncada con el triángulo y el ojo “que todo lo ve” en la parte superior (símbolo de Los Illuminati de Weishaupt), los trece escalones de la pirámide (13 grados del Rito de los Iluminados de Baviera), las inscripciones en latín Annuit Coeptis y Novus Ordo Seculorum, la fecha 1776 (fecha de la fundación de Los Illuminati de Baviera). El sello de la pirámide, para muchos, coronó una muy larga tradición iluminista en los EE.UU.
En la actualidad, existen dos o tres órdenes sucesoras de los Illuminati: Orden Illuminati del escritor y filósofo Gabriel López de Rojas, The Illuminati Order de Solomon Tulbure, Skull and Bones, etc. Los Illuminati fundados en España en 1995 por Gabriel López de Rojas siguen defendiendo los principios revolucionarios de los Illuminati bávaros, mientras que otras órdenes iluministas se han decantado por el capitalismo, muy en la línea de la francmasonería idealista.
El fin de la sociedad
Tiempo después del control sobre las logias francmasónicas que duró varios años la Inquisición descubrió los planes que tenían los Illuminati de derrocar la Iglesia católica y comenzó con la persecución y arresto de los miembros hasta erradicarlos por completo.
Los restos de los Illuminati fueron a parar a Estados Unidos y Francia. En EE.UU., participaron en la creación de la Logia Colombia y de los Skull & Bones, más tarde la primera conocida como Gran Logia Rockefeller. En Francia, participaron en los sucesos revolucionarios.
Teorías de conspiración y otros mitos
Hasta el día de hoy se han pregonado numerosas teorías de conspiración. Los Illuminati habrían subsistido después de su prohibición y serían responsables de un gran número de sucesos, los cuales son juzgados desagradables por los mismos difundidores, no por último la Revolución Francesa. Esta teoría tiene dos orígenes. A inicios del siglo XIX intentaron demostrar el jesuita francés Abbé Barruel y el erudito escocés John Robinson, independientemente el uno del otro, que no fue la constante represión del Tercer Estado, la propagación del ideal de la Iluminación, la mala cosecha del año anterior ni el mal manejo de la crisis que hizo el Luis XVI de Francia lo que desató la revolución, sino los Illuminati. Por esto se alegan ante todo tres pruebas.
En primer lugar que casi todos los directores importantes de la Revolución Francesa habrían sido Francmasones. La equiparación hecha entre Francmasones y los Iluminati es, como se mencionó arriba, falsa.
En segundo lugar existió de hecho en Francia poco antes de la Revolución Francesa una logia de Francmasones, la cual se hizo llamar, de manera muy similar a la orden de Adam Weishaupt, “Les Illuminés”. Ya que este grupo era pequeño y menos influyente, molestó tan poco como el hecho, de que los Illuminés franceses eran adeptos a una tendencia mística y a la iluminación radical à la Knigge, lo cual Weishaupt no tenía en mente.
En tercer lugar fue dado a conocer que Johann Christoph Bode en 1787 viajó a Paris. La intención de su estadía, que sólo duró del 24 de Junio al 17 de Agosto, no era bajo ninguna circunstancia la indemnización de la Revolución. Bode había sido invitado más bien a un convenio francmasón, el cual para su llegada ya había concluido.
La tesis de que la Revolucíon Francesa fuese respaldada por los Illuminati carece de todo fundamento. No obstante Barruel y Robinson obtuvieron éxito con sus obras – sus teorías de conspiración no han perdido hasta hoy la fascinación de muchos publicistas de la derecha radical y otros grupúsculos. A mencionar aquí por ejemplo a Nesta Webster, una conocida fascista inglesa y teórica de conspiraciones de los años veinte, la sociedad norteamericana John Birch o el excandidato presidencial Pat Robertson. También la obsesión de teóricos antisemitas de la conspiración, como Des Griffin y Jan Udo quienes siempre imaginan nuevas huellas dejadas por el orden, se muestra la cercana relación entre el radicalismo de derecha y la paranoia antiilluminista.
Estas resistentes teorías de conspiración recibieron sustento entre otras cosas, gracias a que algunos grupos teosóficos y ocultistas intentaron por si mismos estilizar las supuestas desapariciones de Illuminati a lo largo de un siglo. Por ejemplo el historiador Leopold Engel fundó en 1896 la asociación mundial de Illuminati, la cual aprovechaba la sucesión de la orden de Weishaupt. Ya en 1929 fue retirada esta asociación registrada del Registro de Asociaciones de Berlin. También la Ordo Templo Orientis surgida en el 1912 y los Illuminati de Thanateros fundada en 1978 pretenden acogerse a la linea de tradición de los Illuminati de Baviera, pero realmente no tienen nada que ver con la orden iluminista-racionalista de Weishaupt, Bode y Knigge.
Símbolos Illuminati en el billete de un dólar
Este símbolo fue introducido por ordenes del Presidente Roosevelt en 1933.
En el billete de un dólar que es usado hoy en día aparece el “ojo que todo lo ve”, que hace referencia al “Ojo de Horus”, no es un símbolo cristiano, en ninguna parte se menciona en la Biblia, cobró importancia a partir del Renacimiento, y que tiene su origen en el antiguo Egipto, ya “Horus” representa el dios Sol. La iconografía presente en el billete introduce el Ojo en un una Pirámide egipcia con 13 escalones (origen masónico y cultos de Grecia) y que va acompañado de la sentencia “Annuit Cœptis” (1774-76 imprimido en el Louvre y en el Museo Británico-Símbolo de la orden secreta de los Iluminatis, támbien esa fecha representa el año que esta sociedad comenzó sus operaciones, conocida como la Facción Columbia, esta llego a Estados Unidos cuando se formó el primero gobierno de USA, por eso Washington DC esta en el estado de Columbia, támbien unas de las primeras Universidades de USA se llama Columbia, en el ámbito de los medios esta la Columbia Movies, Columbia Records, Columbia TV o más conocida por CBS).
Cabe destacar la aparición de las palabras “Novus Ordo Seclorum”. Aunque obras de ficción literarias y cinematográficas traducen esas palabras como “Nuevo Orden Seglar”, la traducción correcta sería “Nuevo Orden de las Eras”

Los Illuminati en la cultura popular
Los Illuminati aparecen repetidas veces en novelas populares, como por ejemplo en la Triología-Illuminati de Robert Shea y Robert Anton Wilson, en el Péndulo de Foucault de Umberto Eco, o en la obra Ángeles y Demonios de Dan Brown. Aquí son representados como bellacos siniestros, opacos productores de complots o diabólicos conspiradores mundiales, ya que los autores mencionados no toman datos sobre la orden a través de fuentes con hechos históricos bien justificados, sino predominantemente de las teorías conspirativas que circulan alrededor de los Illuminati. De la misma manera hoy son datos ficticios sobre la orden comúnmente tomados por error como verdaderos.
Así que de ninguna manera es el objetivo de los Illuminati provocar el Fin del Mundo, como por ejemplo en la formulación de Robert Anton Wilson “hacer de la escatología algo inmanente”, tampoco eran miembros Bernini o Galileo Galilei, como refiere Brown, ni tampoco pertenecían a una línea de tradición milenaria desde Druidas Celtas hasta Asesinos y Templarios con el objetivo de encontrar el “umbilicus mundi”.
Particularmente popular es la suposición difundida por las novelas, de que los Illuminati poseyeron símbolos determinados, a través de los cuales se hacían reconocibles a los iniciados e ingeniosos simbologistas. A estos supuestos símbolos Illuminati pertenecen entre otros: *El Ojo que Todo lo ve *El Ojo que Todo lo ve como piedra angular de una pirámide *Ambigrama
Permalink Comentarios (1)
George Bush: El heredero de la dinastía siniestra
Noviembre 23, 2008 a 11:14 pm · Archivado en Uncategorized

Pero lo que pocos conocen es el lado oculto de este hombre. Como su abuelo, el senador Prescott Bush, como su padre George Bush y otros varones de su familia, el candidato pertenece a una sociedad secreta de siniestra fama. Según han denunciado varios investigadores independientes, algunos de sus miembros estarían implicados en una serie de crímenes que van desde el tráfico de drogas al racismo partidario de políticas eugenésicas para reducir drásticamente la población del Tercer Mundo y de las minorías étnicas en EE UU. La profanación de tumbas y cadáveres sólo sería, según estas acusaciones, un elemento ceremonial que ilustra las señas de identidad de dicha sociedad.
El 1 de mayo de 1990 la tumba del general Omar Torrijos fue profanada. Unos desconocidos que hablaban con acento extranjero robaron las cenizas de este líder, símbolo de la resistencia ante el poder neocolonial de EE UU. Con el fin de celebrar la reinstauración en el país del poderío norteamericano, estos profanadores sellaron con este ritual la obtención de un nuevo trofeo: las cenizas del general que, según sus partidarios, fue asesinado por la CIA. La operación realizada en Panamá, presuntamente financiada por La Orden de la Calavera y los Huesos, no haría sino continuar una siniestra tradición. Así lo denunciaba NACLA Report on the Americas, una revista política con ninguna afición por el «ocultismo», en su editorial de junio de 1990.
Más de medio siglo antes de que George Bush padre lanzara contra Panamá la Operación «Causa Justa», la Orden a la que pertenecía el presidente ya había hecho lo mismo con el cadáver del revolucionario mexicano Pancho Villa; unos desconocidos abrieron su féretro y le cortaron la cabeza. Se asegura que Skull and Bones, la sociedad secreta formada por la élite de la universidad de Yale, pagó por ella. En mayo de 1918, el senador Prescott Bush -padre del expresidente de EE UU y abuelo de quien compite en estos mismos días por alcanzar el mismo honor- profanó junto con otros miembros de esta sociedad el sepulcro de Gerónimo, el legendario jefe rebelde de los apaches. A mediados de los 80, Ned Anderson, líder de la tribu de San Carlos, reunió documentos, fotografías y otras evidencias sobre esta profanación. Uno de los cómplices de Prescott Bush, Neil Malion, se encargó de «echar ácido sobre la cabeza de Gerónimo, quemando la cabellera y la carne» para que pudiera ser expuesta en sus rituales nocturnos. Esta unión se habría afianzado en el campo de los negocios. Prescott Bush fue quien catapul-tó a Neil Malion a la dirección de Dresser, donde tendría su primer empleo el ex-presidente George Bush, que bautizó con el nombre de Neil a uno de sus hijos.
Ned Anderson consiguió una entrevista con un representante de la Orden, al que solicitó la devolución de los huesos de Gerónimo. Anderson afirma que obtuvo una respuesta afirmativa, aunque no formalmente, transformada en decepción al día siguiente, ya que el interlocutor de la Orden faltó a la cita concertada. El personaje que evadió el compromiso para ganar tiempo y esconder los restos de Gerónimo era Jonathan Bush, hermano del candidato.
Entre los alumnos de Yale, promoción tras promoción, corre desde el siglo pasado el rumor de que la forma más rápida y segura de acceder a una carrera de brillante porvenir en los círculos del poder es pertenecer a este «club» privado, que recluta a sus miembros entre los alumnos y los docentes de Yale. Una vez admitido, el nuevo adepto se compromete a no revelar ningún aspecto de sus actividades internas, incluyendo mantener en secreto su pertenencia y negar cualquier vínculo con ella.
El ocultismo de las elites
Fundada en 1832 por William H. Russeli, esta sociedad secreta -que algunos consideran que fue inicialmente la rama americana de la Orden de los Iluminados de Baviera, fundada en 1776- surgió para promocionar a 1os hijos de las elites a puestos de relevancia política, económica y social, con la finalidad de consolidar su influencia en los círculos depoder. Su existencia está tan bien establecida como sus liturgias, aunque los expertos no se ponen de acuerdo sobre su naturaleza. Así, por ejemplo, MassimoIntrovigne, director del Instituto de Nuevas Religiones y el más reputado experto en sectas, recoge la existencia de los rituales macabros y la profanación de la tumba de Gerónimo, pero se inclina por creer que sólo se trata de un «satanismo lúdico» de clase alta inspirado en la tradición de la masonería anglosajona. Se trata un fenómeno muy común entre los jóvenes estudiantes norteamericanos que, si bien integra ritos ocultistas, no presenta más riesgos que alguna gamberrada. Aunque reconoce la pertenencia a la misma de políticos destacados, como el ex presidente George Bush y su secretario de estado, George Shultz, cree que el carácter elitista de Skull and Bones ha facilitado que naciera en torno a ella una «literatura complotista» sin fundamento.
Sin embargo, no son estos los únicos nombres de «La Orden» asociados al poder. También se ha señalado la pertenencia a esta sociedad de otros altos cargos de la Administración Bush, como James Baker III, también secretario de Estado, y de C.Boyden Gray, implicado en el escándalo Irán-Contra y en las conexiones con esta fuerza irregular nicaragüense sublevada contra el gobierno sandinista en los 80.
Tampoco parece que estos estrechos vínculos con el poder sean una novedad. El fundador, William H. Russell, fue secretario de Guerra de la Administración Grant. William Taft, hijo de otro de los líderes pioneros de «La Orden», Alphonse Taft, fue el único presidente de EE UU que, además, ocupó el cargo de presidente de la Corte Suprema. George Bush Senior también fue el primer presidente que antes fue director de la poderosa CIA.
Todo apunta a que esta sociedad representa una facción de las familias patricias norteamericanas asociadas a la cúpula del poder, cuyo liderazgo se perpetúa hereditariamente. Entre sus miembros se encuentran la veintena de apellidos de mayor pedigrí en el campo de las finanzas y la industria del Este de EE UU, según la lista de miembros publicada -por el historiador Anthony Sutton. Para sus críticos más radicales, tanto los honores públicos como la recompensa económica están garantizados, pero a cambio de una subordinación absoluta a «La Orden».
Al final de cada curso, un selecto grupo de 15 graduados es escogido para participar en la entrada iniciática al mundo de los poderes temporales. Se asegura que, desnudos y dentro de un ataúd, deben confesar sus fantasías sexuales y otros sórdidos secretos. Cada neófito recibe un hueso con una inscripción que identifica su pertenencia a la «más poderosa de las sociedades secretas». Sólo las paredes de la «Tumba» (el edificio del campus de Yale donde se llevan a cabo las ceremonias) son testigos de esta oscura comunión en la cual Introvigne reconoce el signo ocultista de la liturgia, pero considera que se trata de ritos que simbolizan con estas imágenes de fango la condición humana y que culminan con el «lavado», que representa la purificación por el agua y el nacimiento del neófito como hombre nuevo.
En 1856, la Orden de la Calavera y los Huesos fue registrada oficialmente como Asociación Russell. Desde entonces se le conoce también como el Capítulo 322 de una sociedad secreta alemana. Domiciliada durante décadas en la sede neoyorquina de la banca Brown Brothers Harriman, siempre parece haber estado interesada en la creación de un liderazgo oculto con capacidad para controlar los destinos del planeta. La familia Bush ostenta un privilegiado asiento en este cenáculo desde hace tres generaciones. Los vínculos entre los Harriman y los Bush se forjaron en la graduación de 1917, cuando Edward Roland Harriman y Prescott Bush consiguieron la «condecoración» ósea que les acreditaba como serias promesas de los proyectos que «la Orden» tenía a escala mundial.
Las expectativas puestas en ellos no eran gratuitas, ya que fueron aupados por dos poderosos «patriarcas»: Percy Rockefeller, que llegó a la Orden en 1900, y E. H. Harriman, en 1913. El padre de este último,Averell Harriman, era un magnate del ferrocarril que se hizo con el control de la Union Pacific Railroad en 1898 gracias a un crédito del padre de Percy.
Los abuelos de George Bush encajaron en este restringido círculo. Por parte materna, George Herbert Walker, acaparó su propia parcela en los ferrocarriles del medio oeste y acabó asociándose con los Harriman. Por parte paterna, Samuel Bush representó fielmente las inversiones de la industria armamentística cuyos beneficios se dispararon enormemente en la I Guerra Mundial.
En 1931, la Brown Brothers se unió a los Harriman para darle a la Orden el argumento de una nueva aventura que la humanidad no deberá olvidar nunca. Los Harriman y Prescott Bush fueron los banqueros y socios comerciales de Adolf Hitler. Muchos detalles de esta historia suprimida pueden ser consultados en La biografía no autorizada de George Bush, escrita por Webster G. Tarpley y Anton Chaitkin, hijo de Jacob Chaitkin, que interpuso una querella por estafa en la Hamburg Amerika Line contra los Harriman y P. Bush. De acuerdo con sus denuncias, el otro gran Beneficiado de la operación fue Hitler. He aquí el prontuario de esta biografía siniestra: La Union Banking Corp., fundada por el abuelo del ex-presidente de EE UU, y la Brown Brothers-Harriman, financiaron la maquinaria militar de los nazis a través del Cartel Alemán del Acero. En 1938, Prescott Bush, en calidad de socio ejecutivo de la BBH, también fue responsable del préstamo concedido al Tercer Reich para importar combustibles suministrados por la Standard Oil, que abastecerían las necesidades de la aviación militar alemana.
La Hamburg Amerika Line, naviera creada por el abuelo de George Bush con el respaldo de los Harriman, no sólo apoyó a las SS, sino que operó como tapadera propagandística de los nazis. En 1932, Averell Harriman se encargó personalmente de procurar a los ideólogos nazis pasajes a bordo de la Hamburg Ametika Line para que asistieran a un congreso sobre «higiene racial». Se asegura que una de las prioridades de «La Orden» en nuestro siglo ha sido la de evitar la explosión demográfica de los grupos étnicos considerados inferiores y la promoción de políticas eugenésicas, como la esterilización en masa. No hay que olvidar que las leyes nazis de esterilización se inspiraron en las norteamericanas.
Este complejo financiero habría puesto en marcha un vasto dispositivo logística para facilitar el tráfico de armas y explosivos, remitidos en gran parte a través de la naviera a la I G. Farben nazi; mientras, en Cuba, el principal negocio de la I G. Farben -según asegura Hans G.Behr en La droga, potencia mundial- sería vender heroína a la Cosa Nostra americana.
Según sus acusadores, esta es la fuente que nutrió la trayectoria de George Bush corno hombre de negocios, espía avalado por el poderoso director de la CIA Allen Dufles, y político. Como dueño de Zapata Oil, George Bush heredó, además, la conexión nazi de su padre. En su libro La Operación Paperclip, Ray Renick cuenta que, acabada la Segunda Guerra Mundial, la organización Gehlen -criminales nazis supuestamente reclutados por los Rockefeller y la Orden de Malta, a la que pertenece el hermano mayor de George Bush- ubicó su cuartel general en California.
Desde sus inicios, la CIA integró a los nazis en un gigantesco aparato de terror estatal a lo largo de toda Sudamérica. Su estrategia es, de acuerdo con Mike Ruppert, ex detec-tive de la sección de narcóticos de la policía de Los Ángeles, el tráfico de drogas a gran escala, con la colaboración de Cosa Nostra, y el blanqueó de dinero en bancos de las Bahamas y otros paraísos fiscales. La Operación Paperclip se dividió y dio lugar a la Operación Amadeus, por la que muchos oficiales nazis fueron trasladados desde Alemania a Sudamérica. Albert Carone, uno de los «correos» más activos de esta red, era coronel de la inteligencia militar. Su agenda parecía un directorio de la CIA y la Mafia, según Ruppert, que asegura haberla revisado minuciosamente. Tras expresar cierto descon-tento, Carone murió por “toxicidad química de etiología desconocida”. Su hija afirma tener pruebas contra el «cerebro» de la Operación Amadeus, igualmente examinadas por Ruppert. Según estos documentos, «Amadeus» no es otro que George Bush. Así lo denunció Ruppert ante una comisión de Inteligencia del Senado norteamericano.
Pecados de familia
Entre los patrocinadores de la carrera de Bush destaca Walter Mischer, banquero, promotor y uno de los mayores terratenientes de Tejas. En La CIA, la Mafia y George Bush, Pete Brewton denunció las supuestas conexiones de Mischer con la Mafia. Muchos aseguran haber sufrido persecución por conocer los secretos de la familia Bush. Baste citar aquí el trágico caso de Darlene Novinger, una ex-agente del FBI que investigaba grandes flujos de narcotráfico entre Canadá y Florida Y denunció haber comprobado la relación de los narcotraficantes de la Falange Libanesa con George Bush en el mismo periodo en el cual éste desempeñaba el cargo de jefe de la lucha contra el narcotráfico en el sur de Florida. Los superiores de Darlene le prohibieron seguir con su trabajo y la presionaron para firmar mentís de sus propios hallazgos que según ella, puede incluso documentar con imágenes. En 1987, las primeras amenazas se cumplieron. El cadáver de su marido apareció en el río Sesquihanna dos meses después de ser asesinado. El 8 de julio de 1993 recibió otro aviso funerario, hecho realidad cuatro horas más tarde: su padre murió envenenado. Poco después de enterrarlo, halló junto a la lápida un canario muerto, el mismo mensaje que alguien dejó en el buzón a Bradley Ayres, su compañero de investigación en el FBI. El 24 de julio de 1996, Darlene denunció estos hechos en la Kiev AM Radio, en Glendale, Califomia.
El candidato de la Orden
En 1977, George W. Bush Junior, erigió su primera compañía, Arbusto Energy, con la ayuda económica de la Orden. La asistencia de su tío Jonathan Bush fue muy útil para acumular el capital, aportado por una veintena de inversores, con William Draper III al frente. En la Biografía no autorizada, de Tarpley y Chaitkin, Draper aparece como gestor de la «cuenta Thyssen», de la que los Harriman y los Bush se habrían servido para financiar al partido nazi.
George Bush hijo entró en la Orden en 1968. Los promotores políticos de su padre le confiaron la tarea de representar estos sombríos intereses. Ya habría ocurrido en vísperas de la Guerra del Golfo. «En el nombre del padre», George Bush jr. invirtió en Harken, una prolongación de la íntima relación entre «petrodólares» y «narcodólares» expuesta en el Informe Kiwi. Según dijo el ex-agente de la CIA Ronald Rewald a Rodney Stich, George Bush tenía una cuenta con narcodólares bajo un nombre falso, Irwin Peach. En esta guerra, el petrolero George Bush, dueño de Zapata Oil, habría actuado contra su antiguo amigo Saddan Husein, a quien probablemente no permitió derrocar, con el objetivo deliberado de producir una crisis mundial con elevadas ganancias para las grandes multinacionales.
Según las denuncias recogidas por los autores reseñados anteriormente, los Bush son herederos de un oscuro linaje. En el inicio del nuevo milenio, «La Orden» habría elegido a George Bush junior para encumbrar sus designios, perpetuar el pillaje y, probablemente, aumentar su colección de huesos de líderes disidentes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada